Chemtrails, ¿realidad o ficción?

  • Analizamos las dos teorías contrapuestas sobre los rastros blancos que sobrevuelan los cielos de la Región de Murcia.
1contrails

Estelas blancas en el cielo. Fuente: vice.com

¿Os imagináis una organización secreta que quiera acabar con el mundo expulsando productos químicos nocivos mediante la combustión de los aviones? Visto así suena a fantasía, pero, al investigar un poco, en tu cabeza comenzarán a aparecer interrogantes.

La llamada “Teoría de la conspiración de las estelas químicas” ha proliferado en internet durante estos últimos  años, pasando de ser concebida por una pequeña minoría a concentrar a miles de personas en manifestaciones. La Asociación Nacional Española de Cielos Limpios (ANECIL), formada por ciudadanos de toda España, está en contra de todo tipo de “fumigaciones” con chemtrails, nombre que ellos les dan a estas líneas blancas, y trata de mentalizar a la población sobre estas operaciones, “supuestamente”, tan perjudiciales para la salud.

Bajo el lema “Stop fumigaciones tóxicas”, defienden que estas huellas no son una simple condensación de agua, sino que contienen otros productos químicos nocivos, como aluminio, estroncio, bario o titanio, cuyos efectos perversos se centran en conseguir un cambio en los patrones meteorológicos y climáticos, para provocar enfermedades y beneficiar a las farmacéuticas, así como para controlar las mentes mediante el uso de la nanotecnología, la manipulación de la materia a pequeña escala. Todo ello realizado por un conjunto de aviones y drones a través de misteriosas maniobras.

 ¿Qué dice la ciencia al respecto?

¿Fumigaciones aéreas para controlar el tiempo, las mentes y provocar enfermedades? El Langley Research Center, el laboratorio más antiguo de la NASA, afirma en su web que estas estelas son producto de la condensación del agua en forma de cristales de hielo que permanecen más o menos tiempo, dependiendo de la temperatura y la humedad que haya en la atmósfera.

Según este centro, existen dos tipos: las de corta duración, que desaparecen rápidamente a medida que avanza el avión, debido a la poca humedad y la baja cantidad de vapor de agua que expulsa el vehículo, y las estelas persistentes, que permanecen visibles durante un periodo de tiempo extenso (fruto de la expulsión de mayor cantidad de vapor de agua cuando el avión pasa por una zona de alta humedad).

“En realidad son solo el producto de la condensación del vapor de agua”, afirma Phil Plait, astrónomo de la Universidad Estatal de Sonoma y colaborador de la NASA, a través de un artículo de New Scientist, una de las revistas internacionales más importantes de divulgación científica.

“Las líneas blancas que vemos en el cielo son simples estelas de vapor compuestas principalmente por agua que, una vez es expulsada a la atmósfera, donde se alcanzan temperaturas entre los 50 y 60 ºC bajo cero, se condensa formando cristales de hielo. Esta agua procede de la combustión del carburante del avión, del CO2, así como de otros gases y aerosoles en cantidades menores”, ratifica Juan Pedro Montávez Gómez, doctor en Ciencias Físicas y miembro de la Comisión de Trabajo de Expertos sobre el Cambio Climático de la Región de Murcia.

Además, explica Montávez, “la duración de estas estelas dependerá de las condiciones atmosféricas, conforme sea más alta la humedad, mayor será su permanencia en el cielo”.

“No hay nada de conspiratorio en este tema, es algo tan normal que, incluso, la Organización Meteorológica Mundial las ha considerado un tipo de nube”, finaliza el físico.

Seguramente, a partir de ahora prestaréis más atención a lo que ocurre en los cielos de Murcia. ¿Una teoría conspiratoria para controlar nuestras mentes? Suena a película de ciencia ficción, pero la respuesta está en el aire.

Imagen de perfil de Ricardo Hernández Cardeñas

Ricardo Hernández Cardeñas

Periodista en proceso. Música, deporte y ciencia son mis pasiones.

CC BY-NC-ND 4.0
Chemtrails, ¿realidad o ficción? por Ricardo Hernández Cardeñas está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivar 4.0 Internacional.

Noticias relacionadas