Dorian puso el broche final al inolvidable “Murcia se mueve”

  • El Murcia se mueve estuvo repleto de sorpresas y actividades que formaron parte de la tarde del sábado 4 de noviembre 

#MurciaSeMueve Fuente: Charo Romero

Llegar a un concierto y encontrarte una larga cola quizás sea uno de los temores heredados por naturaleza de todas las generaciones. Pero mirándolo desde otra perspectiva también es algo bueno, pues supone que dicho espectáculo es valorado por el público que lo consume y conlleva cierto grado de prestigio, ya que implica unos mínimos criterios de calidad.

Eso mismo fue lo que me pasó el sábado cuando llegué al Cuartel de Artillería de Murcia. No solo me encontré una maravillosa y larga cola, sino que lo que hallé dentro fue aún mejor. Parece que la V edición del festival ha superado las expectativas. Nada más entrar, el ambiente ya hablaba por sí solo; tu cuerpo empezaba a moverse al son de la música. Eché un vistazo a la zona y la cosa no pintaba nada mal: actividades (esgrima, baloncesto, fútbol), atracciones, comida (la mayoría gratis: punto a favor) y compras… ¿algo más? Sí, ¡un fotomatón para inmortalizar todas las experiencias del día! Y además podías hacerte todas las fotos que quisieras: otro punto a favor. También había un graffiti-mural que tenía escrito el hastag #MurciaSeMueve, una bicicleta que giraba en círculos cual montaña rusa… y daban ¡pataticas ACHO gratis! Los famosos marranetes daban un peculiar aspecto al evento; parecían fuera de contexto, pero estaban integrados al mismo tiempo. Proyecto puesto en marcha por la campaña “No seas marrano”, que cambiaban los vasos usados por camisetas, palas de playa o dispensadores de bolsas para perros. Todo ello bajo su característico color amarillo y acompañado de sus “marranetes”. Era divertido cuanto menos. Tras ojear todos los puestos y hacerme con alguna cosilla, saludar a algunos amigos y conocer otra gente, llegó la hora de picar algo en los foodtrucks y beber un poco -de la mano de Estrella de Levante-. Se respiraba buen rollo, risas y optimismo en estado puro, aspectos que, sin duda, han hecho de la edición un evento más que especial. Sin pensárselo, los alumnos del Murcia Dance Center sintieron el ritmo de la música en su propia piel -jugaban en casa- y demostraron que habían venido a disfrutar y a ganar.

La tarde avanzaba y el momento más esperado por los miles de asistentes ya había llegado, el momento de Poolshake, Atrezo y Dorian: el trío indiscutible de la noche se preparaba para arrasar en el escenario.

En primer lugar, los encargados de romper el hielo fueron los murcianos Poolshake, que van evolucionando para crearse un estilo propio muy marcado. Dejaron un buen sabor de boca para dar paso a Atrezo, que siguió calentando los motores del público. Son unos de los grupos de cabecera de los mejores festivales locales y ahora entiendo por qué.

Dorian despidiendo su concierto Fuente: www.instagram.com/fcario

El puro espectáculo de Dorian nos cautivó e hizo una viva muestra de su espíritu rebelde. El público, entregado, acompañaba cada uno de los temas y vivimos momentos intensos con algunas de sus canciones como “Cualquier otra parte”, pero el éxtasis llegó con el broche final: “Tormenta de arena”. Tanto el grupo en el escenario como los oyentes en la pista lo dieron todo; fueron los responsables de despedir el festival y lo hicieron por todo lo alto.

Una vez más, todos los presentes quedaron satisfechos con la iniciativa de la Concejalía de Juventud. Y no lo digo yo ―aunque mi opinión también es favorable―, son ellos los que nos confirmaron su felicidad:

“Lo he pasado muy bien y tendrían que hacer más eventos como este”, nos dijo María.

Paloma nos contó que “está dirigido al público joven, pero con darte una vuelta ya te das cuenta de que es un plan perfecto para la familia en su totalidad”.

“Es diferente a lo que se acostumbra a hacer, en el sentido de que yo puedo ir a un concierto o de compras o a tomar algo, pero ellos han reunido conciertos, música, un espectáculo de baile en el mismo sitio que los markets -que al fin y al cabo es una forma diferente de comprar-; parece que tienes una atención más personalizada, te dan más información respecto al producto” argumenta Nadia.

Aunque no todo iban a ser elogios: “Personalmente, creía que iba a haber más foodtrucks“, critica Javier, pero añade: “Están las actividades que te presentan, con el plus de que son totalmente gratuitas”.

“Me ha gustado, en definitiva es un plan diferente a lo que haría una persona un sábado, es decir, tú un sábado puedes irte de concierto, de compras… pero esto es un todo en uno”, afirma Amelia.

Por último, Alfonso añade que “los murcianos pasamos una tarde diferente y a algunos les beneficia en el sentido de la publicidad”.

Clausura del festival Fuente: www.instagram.com/fcario

CC BY-NC-ND 4.0
Dorian puso el broche final al inolvidable “Murcia se mueve” por Rafael Ortiz Falcón está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivar 4.0 Internacional.

Noticias relacionadas