Plásticos Romero Cartagena sufre para conseguir la salvación

  • Plásticos Romero se jugaba el “todo o nada” frente a Santiago Futsal. Los de Juan Carlos Guillamón debían conseguir la victoria para consumar su salvación, mientras que en el caso de conseguir el empate dependían de lo que hiciera el Burela. Ambos equipos empataron, y Cartagena tras mucho sufrimiento con el empate (2-2) consiguió la salvación en su casa

V Cartagena FS: Raúl, Josema, Juanpi, Jesús y Adeirton.

V Santiago Futsal: Chema, Álex Velasco, Pablo Tallón, Pablo Mel y Armando.

Comenzaba el partido en La Bombonera conscientes de lo que estaba en juego, tanto en la cancha como en las gradas. Mientras que en el parqué del Pabellón Central ya estaba preparado el cinco inicial propuesto por Juan Carlos Guillamón, en las gradas había un lleno absoluto, un aspecto que hasta ahora en la presente temporada no había lucido la Bombonera.

El encuentro comenzó a un ritmo frenético, con un Cartagena muy enchufado en el ataque y comenzando a crear peligro desde el primer minuto de juego. Las primeras ocasiones del partido corrieron a cargo del retornado Elián, que podría haber anotado su primer tanto, pero su disparo cruzado no encontró la suerte de la portería. Poco después, Rahali también tuvo su oportunidad de abrir el marcador con un fuerte disparo ejecutado con su pierna izquierda, mas también erró en su disparo. Sin embargo, llegados al ecuador de la primera mitad, Plásticos Romero iba a disponer de una oportunidad que no podía desaprovechar. El colegiado señalaba una falta indirecta al borde del área. Elián se preparó para botarla, mandando a un pase a Asensio que la dejó muerta para que Juanpi pudiera mandarla hasta el fondo de las mallas con su potente disparo. Un gol arriba en el marcador y el éxtasis se apoderaba del público de la Bombonera.

Adeirton intenta robarle el balón a Catela. Foto: LNFS

Tocaba aguantar el resultado, y estando pendientes en todo momento de lo que pasaba en Galicia, pues en ese momento el Burela Pescados Rubén ganaba por dos goles a cero frente al Levante. No había lugar para fallos ni para especulaciones; había que conseguir la victoria a toda costa. No obstante, Santiago no decayó e intentó en todo momento conseguir el gol del empate. Catela tuvo la primera ocasión de los gallegos tras el gol local, pero Raúl Jerez solventó bien la ocasión despejando el esférico. Aun así, los locales también tenían sus ocasiones para poner el segundo gol. Juanpi pudo ponerlo, pero su potente disparo con la zurda fue interceptado por Chema. Poco a poco, el cansancio fue haciendo mella en el Cartagena, y Santiago Futsal tuvo su oportunidad y no la desaprovechó. Catela, que antes pudo abrir el marcador, esta vez marcaría el gol del empate para los suyos. Con el resultado de empate a uno en La Bombonera nos fuimos al descanso. Mientras, el Burela caía por 3-4 frente al Levante al término de los primeros veinte minutos.

Comenzaba la segunda parte y Santiago Futsal parecía haber puesto la quinta marcha, dispuesto a ponerse por delante desde el principio de la segunda mitad. Tanto es así que Catela hizo el segundo gol de los visitantes a los pocos minutos. Plásticos Romero parecía estar K.O. y no despertaba, pues los visitantes estaban lanzados al ataque con la amenaza de poner el tercer gol en el marcador. Por el momento, Burela perdía y Cartagena, a pesar de perder, también estaba salvado. Llegada la media hora del partido, Jesús Izquierdo iba a protagonizar un contraataque que acabaría con un disparo que terminó rechazando Chema, pero acabó en los pies de Asensio que no dudó en meter el balón hasta el fondo de la portería. Con el gol del empate, de nuevo la Bombonera estallaba de alegría, y al público asistente le tocaba soportar diez minutos de auténtica agonía, pendientes de lo que ocurría en Burela. Por el momento, ambos partidos estaban empatados y Cartagena se salvaría.

Plásticos Romero Cartagena siguió a un ritmo constante, intentando ir a por la victoria para no sufrir al término del partido, pero eso finalmente no fue posible. El Cartagena acabó con el resultado de empate (2-2) ante el Santiago. Mientras que los visitantes se marchaban a los vestuarios, todo el público del Pabellón Central, los futbolistas, el cuerpo técnico y los directivos permanecían expectantes a lo que ocurría en Burela.

Javi Matía, manteado al final del partido por los aficionados. Foto: Jorge Fernández-Caro / SER

Dos minutos separaban al Cartagena de la salvación. Incluso se llegó a cantar un gol del Levante, pero fue anulado. Con el pitido final en Burela, el Wsell de Guimbarda estallaba de emoción. Todo el público asistente saltó a la cancha para fotografiarse con los futbolistas y felicitarles por el trabajo conseguido. Además, el “eterno capitán”, Javi Matía, fue manteado en el día de su despedida. Así, se cumplió de nuevo el famoso dicho que se entona en estos casos: “Si no se sufre, no somos nosotros”, una salvación a la cartagenera en toda regla. Con toda la razón, pues Plásticos Romero sufrió y estuvo a punto de caer al abismo. Cartagena seguirá disfrutando de fútbol sala de Primera División.

Rahali, Jesús, Asensio y Raúl Jerez se funden en un abrazo al término del partido tras conocer el resultado del Burela. Foto: Pedro Martínez / La Verdad

Imagen de perfil de Pablo Molina Martínez

Pablo Molina Martínez

Estudiante de Periodismo en la Universidad de Murcia. El deporte, mi pasión. Informar, mi vocación. Cartagenero, aficionado al fútbol y al FC Cartagena. Superándome día a día.

CC BY-NC-ND 4.0
Plásticos Romero Cartagena sufre para conseguir la salvación por Pablo Molina Martínez está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivar 4.0 Internacional.

Noticias relacionadas