Xingular Design: “Para mí, Xingular fue una liberación y otra manera de ver las cosas”

  • “Decidimos arriesgar y darlo todo por Xingular. Hay que tomar decisiones firmes”

Los zapatos siempre han sido una pieza clave para expresar nuestra personalidad, pero ¿cuántos de nosotros alguna vez no hemos coincidido con una persona -o más- llevando los mismos zapatos? Xingular Design (sí, con x) es la alternativa perfecta a la uniformidad de los pies murcianos: podrás personalizar tus looks con lengüetas, cubrebotas y pulseras muy especiales aportando un toque único a tu estilo, claro que, empezando por los pies. Y cuando digo “único” es porque cada uno de sus productos es diferente y original; no hay dos iguales y son limitados. Yo, en vuestro lugar, primero leería esta entrevista y luego correría a por un par.

Zapatillas con lengüetas Xingular. Foto:  almamodaaldia.com

Belén, su diseñadora y apasionada por la moda, lleva por bandera su lema: “Un zapato, mil posibilidades”. Nos introduce en su burbuja Xingular llena de colores, texturas y estampados animal print que no dejan indiferente a nadie. Cinco meses como StartUp, Innovadora por la Escuela de Organización Industrial de Murcia, sin ninguna otra beca ni subvención y apenas un año en la industria le han bastado para andar con pies de plomo por toda España e incluso para hacerse un hueco en las calles de países como Italia o Francia, entre otros.

La libertad y el ser uno mismo constituyen el leitmotiv de la marca y siempre apoyándose en el Handmade y el Made in Murcia. Entrevistamos a Belén, que nos cuenta su acto de valentía; nos habla de su pasado, de su presente, y de sus expectativas futuras, de su familia y, sobre todo, de su negocio.

El Periodicum: Cuéntenos un poco de dónde viene el nombre de la marca: Xingular.

Belén: Todo nace porque nosotros queríamos buscar un nombre que fuera muy diferente y original. Pensamos que “xingular era diferente y más original escribirlo con “x”. De hecho, cuando decimos “Xingular“, la tendencia es a escribirlo con “s” y nosotros decimos que no, que es con “x”.

E.P.: Y la idea de sus productos, ¿de dónde surgió?

B.: La idea surgió de un proyecto anterior donde yo diseñaba camisetas que llevaban unos broches que podías intercambiar y ponerlos donde tú quisieras. Ese proyecto no llegó a culminar porque éramos dos socias y quedó en standby, así que un día mi hija se puso uno de esos broches en los pies y me dijo: “mira mamá, ya soy fashion como tú”. Yo me quedé sorprendida y pensé que eso de customizar el calzado podría tener salida y futuro.

E.P.: ¿Qué es para usted Xingular? ¿Y la moda?

B.: Todo. Continuamente hago a mi familia partícipe del proyecto. Me ha gustado desde siempre la moda; entera, todo. Es innato.

Pulseras para botas Xingular. Foto: sstardivariuss.blogspot.com.es

E.P.: Hoy en día el streetstyle tiene un gran peso en la moda. ¿De qué manera le inspira la moda de la calle? ¿En qué suele inspirarse para crear?

B.: Para mí, cualquier cosa es inspiración. Ahora estoy diseñando un prototipo sobre la caída de las hojas y este verano, con el tema de las conchas, estuve haciendo sombras invertidas. Cualquier cosa puede ser fuente de inspiración, no solo lo que está relacionado con la moda. Para mí es un conjunto.

E.P.: ¿Hacia qué público están dirigidas sus creaciones?

B.: Empezamos con un perfil definido pero, al final, como cualquier marca, quieres llegar a mucha más gente. Al principio mi target de cliente estaba entre los 20-25 y  60-65, porque a las señoras mayores les encanta y tienen ahí su punto. Luego me di cuenta de que las mamás son muy dadas a ir a juego con las niñas y por eso hice la línea de los peques. El dar la opción a que tú te hagas tu propia composición también me ha abierto mucho.

E.P.: ¿Vive realmente de Xingular?

B.: Al cien por cien no puedo decir que me mantengo de Xingular, pero sí es cierto que repercute en beneficios. Evidentemente, no me da para tener el sueldo que tenía antes pero, personalmente, es hacer lo que realmente me gusta y eso es una satisfacción tremenda. Para mí, Xingular fue una liberación y otra manera de ver las cosas. El “se puede” y el “siempre adelante” me ayudaron mucho.

E.P.: ¿Nunca ha pensado abrir una tienda física?

B.: Sí, pero te limita mucho. Yo hago todos mis productos y no puedo estar en una tienda y haciendo el producto. Quiero abrir un atelier, donde la gente pueda ir, ver el producto y comprarlo.

E.P.: Ha estudiado economía y se dedicaba a ello profesionalmente, pero ¿cuál fue el punto de inflexión que le hizo dejar su trabajo y arriesgar por su propia marca?

B.: Fue de la noche a la mañana. Todo tiene un cambio y es cuando tú ya no estás bien contigo misma. Podía seguir así toda la vida o pegar el salto y realmente apostar por mi proyecto. No iba a permitir que mi trabajo perjudicase ni a mi familia ni a mi estado emocional ni a nada. Decidimos arriesgar y darlo todo por Xingular. Hay que tomar decisiones firmes.

E.P.: Si alguna vez este negocio le fuese mal, ¿se plantearía volver a su antigua profesión?

B.: Es una pregunta difícil… Yo creo que no volvería a mi profesión de antes porque yo trabajaba como economista en una empresa de seguridad y para mí trabajar con las personas es complicado, y más cuando tienes ochenta personas a tu cargo. Seguro que me reinventaría de alguna manera. Seguro.

E.P.: Es diseñadora y blogger. ¿Qué le aporta cada faceta?

B.: Yo no me defino blogger como tal. Tengo mi blog de moda donde hablo sobre tendencias, sobre cómo combinar las prendas, o cómo recuperar el fondo de armario y actualizarlo un poco. Hablo de la moda y de los eventos a los que voy desde mi punto de vista, todo lo hago de una manera libre y sin prejuicios. Intento hacerlo de la mejor manera posible. Es mi faceta de escribir e ir expresando lo que la gente no ve.

E.P.: Algunas marcas como Armani, Tommy Hilfiger, Stella McCartney o Calvin Klein, entre otros, usan pieles sintéticas y el resultado es espectacular. ¿No ha pensado unirse al uso de pieles sintéticas?

B.: Sí que lo he pensado, pero cuando he hecho alguna prueba no me ha gustado el resultado. Las pieles sintéticas tienen un problema y es que o son de una calidad excelente o son plástico. No tienen término medio. Entonces, encontrar pieles sintéticas muy buenas en España es muy difícil. Y fuera, a nivel de distribución, todos los proveedores no están dispuestos porque firman contratos de confidencialidad, no se puede vender lo que venden a otra marca. Ahora estamos haciendo unas muestras con un tipo de piel sintética para poder pintarlo con lo que el cliente pida y hacer impresiones en ellas. Es ir probando muchas cosas y ver cuál da el mejor resultado. Yo soy de las que o lo hago bien o no lo hago.

Cubrebotas Xingular. Foto: xingular.es

E.P.: Ya que todas sus creaciones son para el calzado, ¿qué tipo de calzado no puede faltar en su zapatero?

B.: Mi zapatero es muy grande, eh. Para mí un blucher es esencial, igual que una deportiva, que es un fondo de armario, y un buen stiletto lo dice todo.

E.P.: Nos hemos enterado de que sus diseños han aparecido en la revista Marie Claire. ¿Pensaba, en sus inicios, que iba a llegar hasta ahí?

B.: Claro que no, ahí fue cuando estuve ocho meses solamente haciendo imagen de marca. Cuando vi eso, no me lo creía; es decir, Marie Claire estaba publicando mis productos y hablaban de mí… yo pensaba que no era verdad. Da mucha satisfacción y mucho orgullo.

E.P.: ¿Tiene pensado ampliar su gama de productos de cara a 2018?

B.: En esta colección hemos hecho un giro bastante importante; ha sido como una versión 2.0 porque no tiene que ver mucho con los inicios y estoy pensando cosas nuevas. Quiero diferenciarme mucho, ser muy diferente y hasta que no está definitivamente bien, no lo saco. Además, quiero hacer talleres con asociaciones de niños con problemas y discapacidades porque les ayuda y les estimula mucho.

E.P.: Por último: un diseñador y por qué.

B.: Para mí no es solo un diseñador. Cada diseñador va aportando y cada uno tiene una esencia. Al final haces una recopilación de ideas y cuando haces ese cómputo es lo que te llena realmente, aunque para mí Chanel es un referente.

CC BY-NC-ND 4.0
Xingular Design: “Para mí, Xingular fue una liberación y otra manera de ver las cosas” por Rafael Ortiz Falcón está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivar 4.0 Internacional.

Noticias relacionadas